En España, el precontrato de compraventa de vivienda es un acuerdo privado que se establece entre el vendedor y el comprador antes de la firma definitiva de la escritura pública de compraventa. También se le conoce como contrato de arras o contrato de reserva. Este documento tiene como finalidad formalizar el compromiso entre ambas partes y garantizar la intención de realizar la operación inmobiliaria. En Finques Chicote te contamos qué es y para qué sirve este documento.

El precontrato de compraventa de vivienda tiene una relevancia legal y económica significativa. Entre sus funciones principales se encuentran las siguientes.

  • Reserva de la vivienda: mediante este contrato, el comprador se asegura la reserva de la vivienda mientras se tramita la escritura pública. El vendedor, a su vez, se compromete a no vender la propiedad a terceros durante el periodo establecido.
  • Fijación de las condiciones: el precontrato establece las condiciones de la compraventa, como el precio de venta, la forma de pago, la fecha límite para realizar la escritura pública, las cláusulas especiales y otras condiciones particulares acordadas entre las partes.
  • Pago de arras: en muchos casos, el comprador realiza un pago a cuenta del precio total de la vivienda como garantía de la operación. Estos pagos son conocidos como arras y pueden ser de diferentes tipos: arras penitenciales, arras confirmatorias o arras penales.
  • Compromiso legal: el precontrato es un acuerdo legalmente vinculante que obliga a ambas partes a cumplir con lo estipulado en el documento. En caso de incumplimiento, la parte afectada podría reclamar daños y perjuicios o la resolución del contrato, según lo establecido por la ley.
  • Regulación de contingencias: este documento puede incluir cláusulas específicas para contingencias, como la obtención de un préstamo hipotecario por parte del comprador o la resolución de problemas legales o administrativos relacionados con la vivienda.

El precontrato de compraventa de vivienda es una herramienta legal esencial para formalizar la intención de compra y venta de una vivienda. Su uso brinda seguridad a ambas partes, establece las condiciones del acuerdo y evita futuros conflictos o malentendidos. No obstante, siempre se recomienda contar con asesoramiento legal para redactar y firmar este tipo de contratos, asegurando así que se ajusten a la legislación vigente y se protejan los intereses de ambas partes.

 Este asesoramiento se puede obtener consultando con un abogado, un Administrador de Fincas o un Agente de la Propiedad Inmobiliaria (API).

En Finques Chicote somos asesores inmobiliarios colegiados, tanto como Administradores de Fincas como Agentes de la Propiedad Inmobiliaria, por lo que podemos brindar un servicio integral inmobiliario a nuestros clientes.

Si está buscando un Administrador de Fincas para la gestión de comunidades de propietarios y/o la gestión de alquileres o patrimonios inmobiliarios, o si bien necesita a un profesional experto en la intermediación en compraventa inmobiliaria, no lo dude y contacte con nosotros. Una trayectoria de más de 56 años en el sector inmobiliario nos avala.

Reset password

Ingrese su dirección de correo electrónico y le enviaremos un enlace para cambiar su contraseña.

Comience con su cuenta

para guardar tus casas favoritas y más

Ingresa con e-mail

Comience con su cuenta

para guardar tus casas favoritas y más

Al hacer clic en el botón «INSCRIBIRSE», acepta los Condiciones de uso y Política de privacidad
Powered by Estatik